Search for content, post, videos

¿Vinito en la iglesia? ¡Sí se puede !

Así es queridos vinícolas, recién llegadita al pueblo de Arbois me encontré frente a la Iglesia de Sain Juste d’Arbois, en español San Justo de Arbois. Así como lo leen, justamente un santo con un nombre que hace referencia (según mi propia interpretación, evidentemente) a la medida con la que debemos gozar de los placeres del vino: la medida justa.

Pasando las divagaciones, es importante mencionar que esta enorme edificicación se visualiza desde casi cualquier punto del poblado, pues con su campanario de 75 metros de altitud domina toda la perspectiva de la comunidad. Su arquitectura es de estilo romano y gótico del siglo XII. Dado que generalmente suelo visitar las iglesias de cada poblado para regocijarme con los retablos, el diseño y hasta percibir el eco en estas históricas construcciones, entré a descubrirla sin mayores preámbulos.

Cual sería mi sorpresa al ver que dentro, enmarcando unas fuertes columnas de un espacio sereno y profundo, se encontraba una serie de pergaminos que hablaban del vino y su relación con la cultura, la religión y la filosofía. Ya les he comentado que poco a poco tomaré el tiempo para ahondar más acerca de los datos que se encontraban expuestos. Por ahora, les hablaré de lo que más llamó mi atención: el vitral de un ritual que se efectía en el pueblo de Arbois: el Biou.

Ya que esta palabra no tiene traducción al español porque simplemente no existe en nuestro imaginario colectivo, la describiré. El Biou es un enorme (realmente grande), racimo que se integra por uvas de diferentes cepas de la región y que se construye con ayuda de todo el pueblo viticultor durante el mes de septiembre. Una vez realizado, pesa entre 80 y 100 kgs, por lo que debe ser trasladada en procesión a la iglesia a fin de “bendecir” y proteger la cosecha anual. De hecho, esta tradición comenzó luego de una bacteria terrible que acabó con casi la totalidad de los viñedos a mediados del siglo XIX, la Phylloxéra. Esta celebración es conocida como la fiesta del Biou.

Biou abois

Les dejo entonces estas imágenes de la iglesia, ojalá puedan apreciar el juego de luces del interior y la recia fuerza de sus columnas. Sin duda, una joya arquitecónica, cultural y vinícola. À la votre !

 

 

 



X