Search for content, post, videos

¿Qué son los sulfitos del vino?

qué son los sulfitos del vino mitos

Para poder aprender a leer una etiqueta de vino de la manera correcta, así como entender lo que dicen los catadores, los sommeliers, o los expertos en vino, es muy importante conocer bien los términos que son usados normalmente. Es por esto que hemos decidido dedicarle un rato a examinar detenidamente todos estos términos para evitar confusiones en el futuro. Hoy comenzaremos con un término que suele causar pavor en los consumidores de vino y que no necesariamente es algo terriblemente malo, ¿alguna vez te has preguntado qué son los sulfitos del vino? Aquí te contaremos sobre ellos y aclararemos todas tus dudas al respecto.

¿Los sulfitos sólo se encuentran en el vino?

No, los sulfitos pueden encontrarse en una gran cantidad de alimentos, ya sea que hayan aparecido de forma natural o que sean añadidos como conservadores. Los sulfitos tienen labores muy importantes dentro de los líquidos que los contengan, ya que permiten que los ingredientes se conserven de manera adecuada sin alterar el sabor. Los sulfitos existen de manera natural en muchos alimentos pero también son añadidos para que no se oxiden tan rápidamente y para liberarlos de microorganismos.

¿Para qué sirven los sulfitos?

Los sulfitos sirven para que la vida de los alimentos se prolongue un poco más. En el caso de los vinos, son un aspecto que se vuelve muy importante a la hora de mantener la calidad de os vinos.

Sus funciones antioxidantes

Las funciones antioxidantes del vino permiten que el líquido mantenga el color original y el aroma original. Es por esto que muchos otros alimentos también se benefician de los sulfitos permitiendo así que aquellos productos que encuentras en los supermercados puedan tener un largo margen de vida y sigan viéndose apetitosos.

Inhiben los pequeños errores

Hay veces en que, a pesar de los controles de calidad que se aplican en los viñedos, de repente una que otra uva que no está en óptimo estado se cuele en la mezcla. Los sulfitos inhiben los sabores desagradables y los aromas que estas uvas podridas pueden desprender, permitiendo así que no alteren el sabor general del vino.

Defensa contra los microbios

Los sulfitos ayudan a que las levaduras que provienen de los viñedos y otros microorganismos que pueden generarse no se desarrollen en su totalidad, esto es importante para preservar

La importancia para la edad de los vinos

Los sulfitos permiten que los vinos puedan envejecer manteniendo sólo lo bueno. ¿Alguna vez te has preguntado cómo es que un vino puede tener décadas y continuar siendo una bebida en óptimas condiciones para el consumo? El sabor de los vinos evoluciona y cada uno adquiere un carácter mucho más pronunciado con el tiempo, mientras no termina pudriéndose a pesar de tratarse de una bebida hecha con frutos. Los vinos con cierta edad son mucho más codiciados y los sulfitos son muy importantes para que los sabores puedan seguir manteniéndose íntegros sin ser corrompidos por un sabor a vinagre o por una fermentación desagradable. Es en gran parte gracias a los sulfitos que hemos podido probar vinos de importantes viñedos, saborear pedacitos de la historia que nos precede y seguir construyendo con el tiempo que pasa cada vez más una cultura sólida del vino, con tradiciones, sabores y experiencias complejas donde el tiempo se vuelve un factor decisivo y fundamental. Sin los sulfitos, nada de esto sería posible ya que el tiempo haría que el vino se acercara con el paso del tiempo a la decadencia en lugar de volverse cada vez un producto más exquisito y codiciado.

¿Hay algún vino sin sulfitos?

Por las razones que hemos mencionado anteriormente, no hay un vino que esté completamente libre de sulfitos. Además de aquellos que vienen incluidos en el líquido de manera natural, hace falta que se le agreguen sulfitos para garantizar la óptima conservacion de los vinos. Sin embargo, cuando un vino no tiene sulfitos añadidos se dice que se trata de un vino natural. Hay quien sostiene que los sulfitos pueden traer malos efectos para la salud, aunque esto no ha sido comprobado (lo dicen a partir de la relación del sulfito con el azufre). Por eso, los vinos que son preparados en pequeños viñedos o en bodegas independientes pretenden recientemente restringir la presencia de los sulfitos en el líquido. Estas pequeñas compañías pretenden realizar un vino de la manera más natural posible y así no exponer a los consumidores a las posibles consecuencias negativas de usar sulfitos.

¿Realmente son peligrosos?

El peligro de los sulfitos en pequeña cantidad no ha podido ser comprobado. Seamos honestos: los sulfitos son una parte importante de toda la tradición vinícola y, aunque ahora existan alternativas y hacer las cosas de manera orgánica o natural sea una tendencia que ha beneficiado muchos ámbitos del comer y el beber, los sulfitos siguen siendo una parte importante del quehacer de los productores de vino. En lugar de temer a este tipo de conceptos hay que detenernos un poquito y de esta forma pensar en ellos e investigar para poder entender cada vez más aquello que estamos consumiendo y que tanto disfrutamos y apreciamos.